La Secretaría de Educación junto con la Gobernación, organizaron el evento denominado “Aulas que Transforman Vidas” donde participaron alrededor de 250 personas entre líderes del departamento y docentes de varias I.E.D.

Por medio de información suministrada por la Gobernación de Cundinamarca, se está realizando un proyecto para garantizar la educación a más de 5.327 niños, niñas y adolescentes con discapacidades.

Con el fin de tratar temas de experiencias en torno al área de inclusión educativa el cual sirvió de herramienta para los maestros que viven la labor diaria con los niños que presentan condiciones especiales.

Según la Directora de Cobertura Educativa, Yazmín Cajamarca Suárez, afirmo que “La conformidad con lo establecido en el Decreto 1421 de 2017, que reglamenta la atención educativa a la población con discapacidad bajo un enfoque inclusivo, la Secretaría de Educación viene adelantando diferentes acciones que contribuyen al adecuado ejercicio de los derechos de nuestros estudiantes, quienes tienen características, intereses, capacidades y necesidades que deben ser atendidas desde el sistema educativo, como un proceso que facilite las experiencias de aprendizaje exitosas, mitigando todo tipo de exclusión, entendiéndola como un derecho y no como un privilegio”.

Con este proyecto se garantiza el acceso y atención oportuna al sistema educativo de 5.327 niños, niñas y adolescentes de Instituciones Educativas Distritales, que se encuentran ubicadas en zonas rurales y apartadas, esta iniciativa es para los chicos en condición de discapacidad con desorden intelectual, visual, mental – psicosocial, múltiple, física, auditiva, sistémica, permanente de voz y habla. Los municipios que se encuentras con más alumnos en condiciones de discapacidad son: Madrid, Tocancipá, Ubaté, Silvania, Cáqueza, Sibaté, El Colegio Cajicá, Quetame, Cota y Pacho.

Este proceso educativo, se encuentra con el acompañamiento y el trabajo articulado del Ministerio de Educación Nacional (MEN) junto con el Instituto Nacional para Sordos (INSOR), el Instituto Nacional para Ciegos (INCI) y la Corporación Universitaria Iberoamericana, se esperan brindarle una mejor educación a estos jóvenes y a los padres de familia.

Fuente: Gobernación de Cundinamarca

Por pithecus

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *